fbpx
NOTICIAS

5 consejos para volver a clases híbridas o remotas con éxito

Seguro para ti el 2020 fue un año para olvidar. Enfrentamos el desafío de hacer clases en línea, lo que no fue fácil. Este 2021, con “clases híbridas, remotas o semipresenciales”, sin duda lo haremos mejor. El formato no nos intimidará, te compartimos 5 simples consejos que aprendimos durante la pandemia, ante cualquiera de las diferentes modalidades de clases que debamos enfrentarnos.

  1. Organiza microevaluaciones: cuando haces clases en línea, pierdes el contacto real con tus estudiantes y se hace complejo hacer pruebas o actividades con nota. El fantasma de la “copia” está siempre presente y tampoco tiene mucho sentido empezar a evaluar cuánto han memorizado. Es mejor evaluar cuánto han aprendido y qué habilidades han desarrollado. Te recomendamos reemplazar las pruebas de 20 preguntas al semestre, por evaluaciones periódicas (incluso semanales) de 2 o 3 preguntas para ir midiendo los avances del grupo. Prueba con preguntas aplicadas, de reflexión y que midan el nivel de dominio adquirido. ¿Qué herramienta usar? Sin duda, formularios de Google para pruebas en línea o las bitácoras diseñadas en Googledocs. 

  2. Haz preguntas dirigidas: en ocasiones, solemos hacer preguntas en clase que reiteradamente responden los alumnos más sobresalientes. Una buena forma de motivar la participación y monitorear al grupo es haciendo preguntas dirigidas. Este tipo de preguntas se responden con una reflexión o idea desarrollada, evitando un SI o NO por respuesta. A su vez, son dirigidas a cada estudiante, logrando que participen todos, no solo los más aventajados. ¿Dónde puedes tomar ideas para hacer buenas preguntas? En este documento de la Critical Thinking Fondation

  3. Instrucciones muy claras: dado a que tienes poco contacto con los estudiantes, las instrucciones de cada actividad deben ser muy precisas. De manera que se entienda de una vez, y evites recibir un tsunami de correos o chats de consultas. Aclara siempre: objetivos de cada actividad, fecha de entrega, forma de entrega, ejemplo de cómo debe quedar. Además, da a conocer los criterios de evaluación para que cada estudiante sepa cómo será evaluado. Organiza la actividad en pasos, etapas o entregas parciales de manera que su cumplimiento, no te agobie a ti ni a tus estudiantes.

  4. Promueve la cultura del error: enseña a tus estudiantes que de cada error se aprende muchísimo y que vale la pena equivocarse. Esto requiere de un fuerte trabajo orientado al buen trato, al respeto y fomentar la participación de todo el grupo. Planifica las preguntas que harás en clases y considera los errores más comunes que has recogido en tu experiencia, para incorporarlos dentro de la planificación y abordarlos en la clase misma. 

  5. Termina la clase con un ticket de salida: este instrumento de evaluación, consta de 2 o 3 preguntas simples que cada estudiante debe responder al terminar la clase. Pueden ser preguntas que se plantean al inicio y se desarrollan en la clase misma, o bien, preguntas que permiten darnos cuenta si los estudiantes han logrado los objetivos propuestos. El análisis de sus respuestas, te permite ajustar los objetivos de la clase que viene. 

Estas técnicas las aplico en mis clases en línea y las tomé hace algunos años, de un gran investigador americano, Doug Lemov, que junto con un grupo de investigadores, han observado las prácticas pedagógicas de más de 2.500 profesores y profesoras efectivos en Estados Unidos. Pueden aprender más en el libro Enseña como un maestro 2.0 o Enseña a distancia.

Organiza tus clases híbridas con estas técnicas que te ayudarán a mejorar la experiencia de aprendizaje en línea, y sobre todo, te permitirán lograr mejor tus objetivos. Todas ellas las aprenderemos en mayor profundidad en los talleres en línea para profesores que están disponibles en nuestra página web.


A ver si te entusiasmas a aplicar estos consejos ¡Cuéntanos en Instagram cómo ha sido tu experiencia!

Open chat
¿Necesitas ayuda?
¡Hola!, somos el equipo de Fundación para la Convivencia Digital. Cuéntanos, ¿cómo podemos ayudarte?